26/6/14

¿DETESTAS FREGAR LOS CACHARROS?

- Tarde o temprano tenías que venir y lo sabes.. Lo has retrasado todo lo posible, pero me necesitas tanto como yo a ti. Me dejas aquí todo tirado con la falsa esperanza de que alguien hará tu trabajo sucio, pero esta vez no ha sido así, ¿verdad?...”
- Lo sé, lo sé y tienes toda la razón. Necesito unas cosas y creo que están aquí enterradas.
¡Oye! Queda poco jabón, a ver si compro mañana..
- Claro, claro…

- Que sí, confía en mí, aprendí la lección: fregar sin jabón no suele dar muy buenos resultado, al igual que cuando usé el friega suelos o el champú, sin mencionar el detergente, ¡uf!, ese día nos reímos ¿¡te acuerdas!? Pero compréndelo, tenía que intentarlo.

- Si me reí, sí. Lo que te podía haber llevado 10 minutos te llevó 45, pero si, nos reímos sí. Yo lo que quiero saber es que después de tantos años juntos, ¿no has aprendido nada de nuestra relación?, ¿no comprendes que hay más formas de llevarla mucho mejores? Por una vez, ¿por qué no sigues tu intuición y lo intentas?, si es fácil.

coaching Fernando Garzón
- Ui, no sé, no sé. Si yo lo intento de verdad, pero es que voy con mucha prisa y se me acumula el trabajo, entonces espero a ver qué pasa.
A veces mi compañero de piso se hartaba de que no cumpliera el trato y los fregaba él, otras veces venía mi madre y me dejaba la cocina como los chorros del oro, ¡olía tan bien!
Otras, opté por comprarlo todo desechable y nuestra relación empeoró no lo negaré. Por supuesto, ni hablar de comprar un lavavajillas, no tenemos ni espacio, ni dinero y mucho menos tiempo para ir a buscar uno: ¡Buf, quita, quita!

- Veamos a ver, ¿tu intuición que te dice?


- A ver pues no sé, dice que no me gusta fregar los cacharros.


- Bien, hasta ahí también he llegado yo, pero como parece ser que otras opciones no te han servido y tarde o temprano necesitas comer en un recipiente para seres humanos, dime: ¿cómo lo resolvemos?


- Lo suyo sería fijarme un día al MES para fregar, ¿no? Oye, no me mires así, ¡que lo estoy intentando!


- Venga, ahora en serio, ¿qué te dice tu intuición?, ¿cómo podrías solucionar esto de forma más fácil, más eficiente?, ¿Qué te quiere enseñar todo esto?...


- Pienso que si fregara poco a poco cada día, en teoría, no se acumularía tanto. Lo que pasa, ¿sabes qué es?


- Sorprenderme.

Coach Fernando- ¡¡Detesto fregar cubiertos!!
¡No puedo con los cubiertos!

Puedo fregar platos, cacerolas y vasos, cosas grandes, ¿pero los cubiertos?, no puedo con ellos de verdad, que rollazo: que si una cucharilla, otra cucharilla, un tenedor.. No tengo paciencia.

- Entiendo, ¿Y es por eso que me dejas aquí todo durante semanas?, ¿por unos cubiertos?


- Si, supongo que sí. Detesto los cubiertos, si fuera por mí, no los usaba, comía con las manos. No me pondría de mala leche y terminaría mucho antes.


- Te entiendo. Y si tanto los detestas: ¿Por qué los usas?, ¿Por qué no comes con las manos, quién dice que no puedas hacerlo?...Sería una solución ¿no?


- Si bueno, pero no digas tonterías, los uso y ya está, son un rollo y tengo que fregarlos.


- Ya veo, lo aceptas como otras tantas cosas que veo en tu vida, que haces por obligación sin saber muy bien porque ¿Y soy yo el que dice tonterías? 


Amigo mío, llevamos muchos años juntos, tus padres se fueron a vivir a la playa hartos de las prisas de la ciudad, tu novia te dejó porque “no tenías tiempo para ella”, tus compañeros de piso te dejaron por que no hacías nada en la casa, tus hamster hace dos semanas que no sabes dónde están y se supone que tenías una serpiente de la que estabas muy enamorado. 



¿Tú no ves que tu vida es un reflejo de mí, un fregadero repleto de cacharros sin fregar que esperan un mañana que nunca llega, donde sigues unas reglas del juego sólo a medias y que estas permanentemente enfadado por que todo no es más fácil y sencillo? 



Todo tiene una acción y una reacción: si usas un vaso, se ensucia el vaso, si quieres un vaso limpio, tienes que fregarlo antes. Si quieres un trabajo, buscas trabajo, si quieres un trabajo mejor, sigue buscando trabajos mejores. Si quieres una mascota, cuida de tu mascota. Si quieres comida, vas a comprar comida, si no quieres ir a comprar, trabaja la tierra o cría animales. Si no quieres, pues no comes, y si no comes, no esperes estar fuerte o pensar con lucidez. Sin ideas nuevas y brillantes, no esperes que tu vida cambie. Una decisión, un resultado: tu decides..



- Vaya, parece muy razonable. ¿Sabes que llevo tiempo pensando, lo que me decía muchas veces mi intuición y no lo he visto claro hasta ahora? Que debería ser más responsable con las acciones que tomo.


Siempre había creído que alguien vendría a resolverlo todo por mí, que me daría cariño incondicionalmente y que me escucharía en todo momento sin ni si quiera escuchar lo que me decían, pero esto no es así y quiero ser más responsable con mis acciones. Es más, ya sé que voy a hacer contigo: En primer lugar haré un uso responsable de lo que ensucie, así ahorraré tiempo, agua y jabón.

En segundo lugar, comenzaré por hacer aquellas cosas que más me gusten, si quiero fregar vasos, pues fregaré vasos, si quiero fregar sartenes, fregaré las sartenes, y si he usado cubiertos, pues poco a poco fregaré los cubiertos hasta que no quede ninguno o hasta que ya no me apetezca, total: siempre puedo repartir el trabajo. Si un día no me apetece fregar, pues no friego, ahora bien, si necesito algo, no me enfadaré conmigo mismo por no haberlo hecho.


Amigo mío, nunca imaginé que fregar los cacharros pudiera ser tan revelador: Un reto, una oportunidad.

En este rato, fregué todo: los platos, los vasos, los cubiertos y hasta se ha limpiado mi conciencia.




Gracias amigo, eres todo un Maestro.




Coach Personal y Piloto de mi Vida

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu comentario es IMPORTANTE: Entre todos creamos conocimiento. @fernandoptero